Cheesecake_White_chocolate

La Mejor Receta de: Cheesecake de Chocolate Blanco y Frambuesas

Llevaba siglos queriendo hacer esta receta, y una celebración familiar, fue la excusa perfecta para ponerme manos a la obra.

De base la típica New York Cheesecake, pero con el extra del chocolate blanco y la frambuesa…¡No podía sonar mejor!

   _MG_8655 editada BLOG

El resultado, es una tarta de queso con una textura increíblemente cremosa, y ligeramente mas dulce, con el aporte del chocolate blanco, que el clásico “New York cheesecake”,  pero que queda contrarrestado y complementado con la acidez de la salsa de frambuesas. Un acierto en toda regla.

La descubrí en Sweet&Sour, y tuvo tanto éxito (tod@s me pidieron la receta) que la he querido compartir también con vosotr@s.

Espero que si la hacéis, mandéis al menos una fotito con el resultado. Eso sí, os aconsejo, que la saquéis rápido, porque si seguís la receta, es probable que no dejen ni las migas 😉

Yo creo que ya os he hecho salivar suficiente, ¿no?

Así que nos ponemos manos a la masa:

INGREDIENTES: (Para un molde redondo de 23 cm)

Para la base: (os sobrará algo).

  • 300 gr. de galletas
  • 3 cucharadas de azúcar moreno.
  • 100 gr. de mantequilla derretida.

Para la salsa de Frambuesas:

  • 300 gr. de Frambuesas
  • 2-3 Cucharadas de Azúcar.
  • 1 Cucharada de zumo de limón.
  • 2 Cucharaditas de Maizena.
  • 100 ml de agua.

Para la tarta:

  • 350 gr. de Chocolate Blanco de calidad
  • 250 ml de Nata para montar 35% m.G.
  • 450 gr. de queso cremoso Philadelphia.
  • 180 gr. de azúcar.
  • 3 huevos.
  • 1 Cucharadita de Extracto de Vainilla.

_MG_8631 editada enderezada clonada BLOG

Comenzamos con la PREPARACIÓN:

Primero hay que hacer la salsa de Frambuesas para que le tiempo a enfriarse.

En un cazo alto a fuego medio, depositamos las frambuesas, el azúcar, la maizena, el zumo de limón y el agua. Dejamos que vaya cocinándose y cuando comience el hervor dejamos 5 minutos.

Trituramos y pasamos por un cedazo para retirar las semillitas de las frambuesas. Reservamos.

_MG_8612 editada BLOG

* A mí se me quedó un pelín ácida, y el contraste era demasiado notable. Si os gusta el dulce, os recomiendo que ampliéis la cantidad de azúcar, hasta que la veíais a vuestro gusto.

** La salsa le da el contrapunto especial a este cheesecake y una mermelada lo haría mas dulzón. Encontrareis congeladas en el Lidl por ejemplo, a precio muy económico.

Lista nuestra salsa, precalentamos el horno a 160ºC calor arriba y abajo y con un recipiente con agua caliente en el fondo.

Preparamos nuestro molde engrasándolo bien y cubriendo la base con papel de hornear.

Vamos ahora con la base:

Trituramos las galletas hasta convertirlas en migas. Añadimos el azúcar y mezclamos bien. A continuación añadimos la mantequilla derretida y empapamos bien con ella todas las migas.

Repartimos la mezcla por toda la base del molde, presionando bien para que quede todo compacto e igualado.

Cubrimos con film y llevamos a la nevera mientras preparamos el cheesecake.

En un bowl mediano al baño maría ponemos la nata y el chocolate blanco en trozos pequeños.

Cuando la mezcla se haya derretido, retiramos y dejamos templar.

En otro bowl grande, depositamos el queso crema y el azúcar, mezclamos bien, de forma que nos quede bien cremoso y el azúcar repartido.

No debemos batir sólo mezclar para no introducir aire en nuestra masa, y que luego se nos resquebraje el pastel en el horno. Así que sed cuidadosos al mezclar.

Añadimos los huevos 1 a 1 mezclándolos con la masa bien después de cada adicción.

Añadimos el extracto de vainilla y mezclamos.

Añadimos ahora el chocolate derretido con la nata. Mezclamos bien nuevamente hasta obtener una masa homogénea.

Vertemos 1/3 de la masa en el molde con la masa de galletas. Repartimos 3 cucharadas de salsa de frambuesas en tres puntos diferentes y vertemos otro 1/3. Añadimos otras 3 cucharadas de salsa de frambuesa nuevamente, el 1/3 de masa de queso y chocolate restante y con ayuda de una brocheta repartimos la salsa de frambuesa por el cheesecake haciendo círculos para conseguir un efecto marmolado. (Esto no es indispensable, pero le da el toque final)

_MG_8634 editada BLOG

Introducimos en el horno, en el tercio inferior, durante 55-65 minutos, hasta que veamos que el interior tiembla aun, pero está cocinado, ya que al enfriar gana consistencia.

Una vez horneado, apagamos el horno y abrimos la puerta para que se enfríe paulatinamente y no se resquebraje con la diferencia de temperatura.

Transcurridos 20 minutos sacamos sobre 1 rejilla y dejamos enfriar completamente. Cubrimos entonces y llevamos a la nevera al menos 6 horas. Yo toda la noche.

En el momento de servir cubrimos nuestro cheesecake con la salsa de frambuesas.

_MG_8664 EDITADA BLOG

Servimos decorando el plato con frambuesas frescas, y la salsa cerquita para poder repetir.

Simplemente DELICIOSA

_MG_8671 editaad buena enderezada BLOG

Las fotos son de Sweet & Sour

Os dejo una fotito, no tan mona claro, de las tartas que hice con todo mi amor para la celebración.

12311266_520033461498557_3010971014820000914_n

 Y es que no todos los días se cumplen 93 años, ni le otorgan el doctorado a un familiar 😉

Gracias por comentar

*

3 comments

    • kuki

      ¡Qué buenísima pinta Mireia! Como me alegro de que te gustase 😉
      Repetiremos para Nochevieja,hay que empezar el año con buen pie
      Mil gracias por comentar guapa ;-*

  1. Pingback: HOMEMADE CHEESE CAKE | THE LITTLE SECRETS

Next ArticleLa Noche de las Velas #Planazo Vitoria-Gasteiz